¡Hola a todos!
Por fin, hemos despertado de nuestro largo letargo. Sentimos la espera, pero nos estábamos vaciando para llenarnos de nuevo…
Os adelantamos que estamos acabando de preparar nuestro nuevo manga, que podréis encontrar en las librerías a principios de marzo, y que por supuesto también encontraréis en el  Salón del Cómic de Barcelona. ¡No os lo perdáis!
¿Adivináis de qué título se trata?

4 Comentarios

  1. ni Platón ni ostias, "ser o no ser" es de Hamlet xDDDD
    nah, ahora en serio, me recuerda al "el ser es y no puede no ser" de Parménides de Elea, pero en el texto dice una segunda afirmación lo que "me deja el culo torcio"
    es decir, en la imagen pone (llevándolo al contexto de Parménides) "el ser es y no es"…
    así que no sé por donde pueden ir los tiros de la nueva licencia xDD

  2. Evidentemente, se trata del Tao Te King, de Lao Tse. Las viñetas nos muestran una pequeña visión de la filosofía del Tao.

    En Occidente, consideramos que la raíz, los cimientos del universo están en aquello que se manifiesta en todo lo que vemos: la materia, la energía. De ahí que la manera occidental de comprender el mundo sea más bien materialista y científica. El saber se fundamenta en lo que conocemos. Lo que no conocemos (aún) no es relevante (todavía) a la hora de comprender el mundo.

    En Oriente, sin embargo, el peso del Cosmos gravita en lo desconocido. Por tanto lo verdaderamente importante, lo trascendental, es lo que no vemos, pesamos ni sentimos: el Sentido del universo. Eso es el Tao: lo no-material, no-tangible pero que dota a lo que vemos de un significado, de una dirección en su manifestación material.

    Mejor aún que el ejemplo de la taza es el del eje de la rueda de carro: la rueda de carro tiene sus partes, su cubo, sus radios, su llanta, cada parte hecha de su correspondiente materia y con su método de fabricación propio. Pero lo que convierte a este objeto en "rueda" es precisamente la parte donde no hay nada: el hueco por donde pasará el eje. Ese hueco no tiene partes materiales, no "existe", pero es la parte de la rueda que le da sentido a su existencia como tal rueda.

    Así es el Tao: la parte no material del Cosmos, y distinta del Cosmos, que participa en su manifestación imponiendo sentido sobre el caos.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here