Esta semana se celebra la Semana Santa, que termina con la festividad de la Pascua. Pero… ¿sabíais que esta festividad se celebraba ya en tiempos de los judíos? Hoy os lo contamos en el blog 😉

Antiguo Testamento

El auténtico origen de la Pascua tiene lugar en el año 1513 a.C. y proviene del Pésaj (Fiesta de la libertad), que celebra la comunidad judía y hebrea. En esta festividad judía, se conmemora la salida del pueblo hebreo de Egipto después de años de esclavitud. Como el pueblo judío salió de Egipto a toda prisa, no hubo tiempo de dejar fermentar el pan para el camino, hecho que dio lugar a la tradición de no comer alimentos derivados de cereales ni fermentados durante los siete días que dura el Pésaj. Esta festividad se denomina también Fiesta de la Primavera, pues en el hemisferio norte coincide con el inicio de esta estación.

Los primeros cristianos (que eran judíos) celebraban a la vez la Pascua Judía y la Pascua de Resurrección, hasta que el Primer Concilio de Nicea separó ambas fiestas. En el Nuevo Testamento, Jesucristo da un nuevo significado a la Pascua, celebrándola antes de su pasión y crucifixión. En su última cena, identifica el pan y el vino con su cuerpo y su sangre, rito que da origen al sacramento de la eucaristía. A partir de este momento, la Pascua pasa a ser la fiesta en la que se conmemora la Resurrección del Señor y que tiene lugar tras la cuaresma, el período de cuarenta días de preparación espiritual de esta festividad. La semana anterior a la Pascua es la Semana Santa, que empieza con el Domingo de Ramos, donde se conmemora la entrada de Jesús en Jerusalén.

El término “pascua” se usa, además, para referirse a otras tres celebraciones cristianas: la Navidad (25 de diciembre), la Epifanía (adoración de los Magos, 6 de enero) y Pentecostés (la llegada del Espíritu Santo, que se celebra cincuenta días después del Domingo de Resurrección).
Nuevo Testamento
Esperamos que os haya gustado este pequeño resumen del origen de la Pascua 🙂
Os deseamos a todos una feliz Semana Santa, y ya sabéis, si os apetece leer algo durante estas vacaciones, no os perdáis los manga del Antiguo Testamento y el Nuevo Testamento 😉 

1 Comentario

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here